El secreto

En pocos días Elena cumpliría cincuenta años, había contratado con un par de amigas un viaje a Cancún para el mes de noviembre, cuando las tres tuvieran vacaciones.
Había detectado algunos movimientos en la familia, sospechaba que organizaban una fiesta tipo sorpresa, ella no estaba de acuerdo pero tampoco podía rechazarla, esperaba que sea lo menos dolorosa posible.
La semana se presentaba complicada, tenía que hacer una auditoria en Tandil y otra en Coronel Suárez, el resto de las actividades  en la ciudad. El plan es viajar a Tandil, un trabajo simple, dormiría allí y el jueves recorrer los casi 300km, que la separaban del segundo destino, debería quedarse hasta el viernes, si  terminaba temprano regresar ese mismo día, para descansar  el fin de semana con su marido y los tres hijos.
El miércoles temprano partió en su auto, a las siete de la mañana entro a la ruta 2, estuvo tentada de para en Atalaya para desayunar, pero resolvió seguir, aprovechando la ausencia de tránsito. En Las Armas tomo la ruta 29 impecable, recientemente hecha a nuevo. Disfrutaba la música que había grabado cuando cambio el auto, no traía espacio para CD. Es una ruta muy transitada por transporte de productos agrícolas
De pronto un Scania que circulaba en sentido contrario cambio de carril y embistió el auto de Elena, arrastrándolo un varios  metros. Cuando llegaron los auxilios y la emergencia médica comprobaron que había fallecido.
Concluida las filmaciones, la policía recogió los datos filiatorios y realizo un par de llamadas telefónicas a los números que figuraban de aviso.
Alrededor de las seis de la tarde en la morgue de Las Armas se presentó el esposo, comenzaron los trámites correspondientes y  aparece otro hombre que dice ser la pareja.
Para ambos fue una sorpresa. 
Juan la pareja, la creía divorciada, llevaban cuatro años de relación. Con Julio llevaba casada veintitrés años.
El oficial actuante, ante la situación, los dejo solos.
Después de un largo silencio, fue Julio el que hablo
-Esto es muy difícil para mí,  entenderá que ya no puedo pedir explicaciones, lo que ud pueda decirme puede o no tener valor. Solo le voy a pedir un favor, mis hijos no tienen que saber esta historia, tal vez en un par de años se lo contare. Me voy a retirar, lo dejare para que se despida. Luego concluiré los papeles  del  traslado.
 Un largo tiempo permaneció de la mano del cadáver de Elena, se persigno y salio, solo le dio las gracias y  se fue.
Durante meses Julio intento conocer los pormenores, pero fue imposible, sus amigas negaron saber la existencia del otro. Con el tiempo abandono la búsqueda, se dedico a los hijos. 
Juan, dolorido, se fue del país, nunca mas se supo de el.

Lapislazuli


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada